Estructura del evangelio de Mateo, en la Biblia

    0
    55

    Conoce mejor el evangelio de Mateo, de la Biblia, y disfruta más su lectura al comprender primero su estructura general y cómo está organizado internamente.

    Introducción a la Estructura del evangelio de Mateo, en la Biblia

    El evangelio de Mateo está colocado como un puente natural entre el Antiguo Testamento y el Nuevo Testamento que entrelaza a ambos en una relación de promesa y cumplimiento. Mateo relaciona las profecías mesiánicas del Antiguo Testamento con su cumplimiento en el Nuevo. Su propósito es mostrar a sus lectores judíos que Jesús de Nazaret es el Cristo, el Mesías esperado y, por lo tanto, el Rey de los judíos. Para lograr ese propósito escribe su evangelio, no de manera casual, sino con una estructura sumamente cuidadosa y clara. El estudio de la estructura del evangelio de Mateo te ayudará a comprender más claramente no sólo la forma en que está compuesto este evangelio, sino a apreciar la revelación recibida por su autor y a identificarte plenamente con su propósito.

    Estructura del evangelio de Mateo, en la Biblia

    Mateo escribe su evangelio en torno a cinco discursos principales, integrando en él vivencias de Jesús ya abordadas previamente en el evangelio de Marcos, pero complementándolas con el detalle de muchas de sus enseñanzas en un arreglo único, con el fin de convencer a los judíos sobre la divinidad del rol de Jesucristo como el Mesías esperado y el Rey de Israel.

    Partes principales

    Para la consecución de su objetivo, la estructura del evangelio de Mateo se desarrolla en las siguientes etapas:

    Vayamos un poco más allá y veamos lo que incluyen estas partes.

      La presentación del Rey (Mateo 1-4)

      En esta sección, Mateo, el autor de este evangelio, presenta a Jesucristo como el esperado Mesías. Le identifica como tal a través de su linaje real, de su milagrosa concepción y excepcional infancia, del testimonio de los gentiles, de su bautismo, de sus tentaciones y del comienzo de su ministerio. A lo largo de su narración, Mateo muestra como todos estos episodios dan cumplimiento a las profecías mesiánicas del Antiguo Testamento.

      La proclamación del Rey (Mateo 5-7)

      En el primero de los cinco principales discursos del evangelio de Mateo, el Sermón del Monte, Jesucristo, el Rey, hace una osada proclamación de la política y doctrina del reino de Dios sobre la tierra, rompiendo varios de los esquemas predominantes en la tradición y la ley de Moisés. El poder de su predicación es patente ante el pueblo, que lo reconoce como superior al de los escribas.

      El poder del Rey (Mateo 8-10)

      Tras la importante proclamación de su doctrina en el Sermón del Monte, Jesucristo se acredita aún más como Rey a través de demostraciones de su poder real: poder sobre las enfermedades, la naturaleza, los demonios y el mundo espiritual.

      El rechazo progresivo al Rey (Mateo 11-15)

      No obstante las repetidas demostraciones del poder del Rey y el imponente efecto espiritual de su doctrina, Jesucristo se gana peligrosos enemigos entre los integrantes de los grupos de poder que consideran su presencia y creciente popularidad como una amenaza, por lo que se genera un clima hostil que comienza a oponérsele.

      La preparación de los discípulos del Rey (Mateo 16-20)

      Jesucristo reconoce la creciente oposición como una señal de que el tiempo de su sacrificio se acerca y realiza acciones definitivas para preparar a sus discípulos para su partida. A partir de la impresionante confesión de Pedro, Jesucristo toma camino rumbo a Jerusalén mientras comienza a empoderar a sus discípulos a través de la entrega de llaves del sacerdocio, les instruye de manera especial, les exhorta a ser testigos y les previene repetidamente sobre su muerte.

      El rechazo definitivo al Rey (Mateo 21-27)

      Jesucristo entra en Jerusalén en una entrada triunfal colmada de símbolos y atributos reales. Sin embargo, entre los grupos de poder de los judíos se gesta rápidamente un complot para terminar con su vida y su misión que tendría éxito en menos de una semana. Tras la entrada triunfal se da una confrontación con los líderes judíos en el templo, una imponente declaración profética (el discurso del olivar, otro de los cinco discursos principales del evangelio de Mateo), instrucciones definitivas para los discípulos junto con la institución de la Santa Cena como recordatorio póstumo, la expiación en Getsemaní, el arresto, los juicios y la crucifixión.

      La confirmación de la majestad del Rey (Mateo 28)

      La crucifixión de Jesucristo debió ser el evento final de su vida y ministerio y el triunfo definitivo de sus enemigos. Pero a las acreditaciones proféticas y demostraciones de poder realizadas durante su vida, Jesucristo, el Rey, suma una más: la del poder sobre la muerte. En un evento sin precedentes, Jesucristo se levanta triunfante, en definitiva y absoluta victoria, marcando una señal incuestionable. El Rey instruye a sus discípulos para ser sus testigos, reforzando también la organización de la Iglesia, con un nuevo profeta a la cabeza (Pedro) a quien encarga el redil.

    Vistazo general

    Concentrada en una vista de resumen, la estructura del evangelio de Mateo puede apreciarse en la forma siguiente:

    Conclusión

    El evangelio de Mateo traza una historia de Jesús que lo autentifica desde su linaje y nacimiento hasta el triunfo de su resurrección. En cada etapa de su vida Mateo relaciona los actos y enseñanzas de Jesús con el cumplimiento de las profecías mesiánicas del Antiguo Testamento y muestra la doctrina y establecimiento del reino de Dios, tanto para su propio tiempo como para los últimos días. El estudio de la estructura del evangelio de Mateo contribuye en gran manera a identificar, ubicar y recordar estas obras y enseñanzas y a apreciar el papel de Jesucristo como Rey del reino de Dios.

    Bibliografía

    • Nelson’s Teaching Outlines of the Bible
    • Guía para el Estudio de las Escrituras (GEE)
    • The Bible Knowledge Commentary
    • Bible Outline Browser. (Bellingham, WA: Faithlife, 2014).
    • Harper’s Bible Dictionary