Hazor

    0
    195
    Ruinas de la legendaria ciudad de Hazor.
    « Volver al índice del Glosario SUD

    Muy cerca del lago Huleh, al suroeste, se encontraba Hazor, que en la época de Josué se consideró como el centro cananeo más poderoso de la alta Galilea. En el libro de Josué se enfatiza su importancia sobre todos los territorios circunvecinos, al decir que “Hazor había sido antes cabeza de todos estos reinos” (Josué 11:10). Se menciona este lugar varias veces en las famosas cartas de Amarna, que documentan que existía una rivalidad entre el rey de Hazor y el rey de Tiro.

    Hazor en el periodo de la conquista

    En el tiempo de Josué, Hazor fue gobernada por un hombre llamado Jabín, que organizó a varios gobernantes cananeos en una coalición con el fin de contener la posible expansión de Israel hacia el norte (Josué 11:1-5). Sin embargo, esta coalición no fue exitosa, pues Josué sorprendió su avance en las aguas de Merom (Josué 11:7). Los cananeos intentaron escapar hacia el norte, con dirección a las ciudades costeras, pero fueron derrotados en su fuga. “Volviendo Josué, tomó en el mismo tiempo a Hazor y mató a espada a su rey” (Josué 11:10).

    Hazor en el periodo de los jueces

    Tras la derrota de los cananeos, Josué destruyó la ciudad de Hazor; pero ésta fue reconstruida muy pronto, ya que el libro de los jueces nos informa de otro personaje llamado también Jabín que oprimió a Israel durante el periodo de los jueces (Jueces 4:2). El capitán del ejército de este Jabín se llamaba Sísara, y es pieza clave en los relatos correspondientes a la juez Déborah, que abarcan los capítulos 4 y 5 del libro de Jueces. En dichos eventos se narra la derrota de Hazor, que posteriormente fue incorporado a los dominios de la tribu de Neftalí y fue fortificado por el rey Salomón (1 Reyes 9:15). De Hazor tomó Salomón material tanto para la edificación de su propia casa como para el templo.

    El fin de la ciudad de Hazor

    Por su posición, la ciudad de Hazor estaba expuesta a invasiones. En el siglo VIII a.C., Tiglat-pileser II de Asiria la conquistó, según se describe en 2 Reyes 15:29. Sus habitantes fueron exiliados y la ciudad nunca volvió a recuperar su anterior importancia. Las excavaciones actuales, dirigidas por el arqueólogo Yigael Yadin, permiten aproximar la ciudadanía de la ciudad en una estimación de 40,000 habitantes.

    Bibliografía

    • Charles F. Pfeiffer, Diccionario Bíblico Arqueológico
    Etiquetas: Barac, Débora, Hazor, Jabín, Sísara
    « Volver al índice del Glosario SUD
    Sigue aprendiendo
    Monedas, pesos y medidas