Elohim

    2
    109
    El término Elohim, tal como aparece en la Biblia hebrea.
    El término Elohim, tal como aparece en la Biblia hebrea.
    « Volver al índice del Glosario SUD

    Elohim es el sagrado nombre de Dios, tal como se aplica en la Biblia hebrea a la deidad suprema. Los Santos de los Últimos Días lo consideran como el nombre de Dios el Padre Celestial, quien es el Padre de todos nosotros, en tanto que el nombre Jehová es aplicado a Dios el Hijo, Jesucristo, antes de su venida en la carne. Gramaticalmente, el nombre de Elohim es el plural del término hebreo Eloah, que quiere decir “dios” y que se contrajo como “El” por los cananeos (de ahí los nombres propios terminados en “El”, como Miguel, Daniel y Ezequiel). Si bien mayormente el nombre es utilizado como referencia al Dios supremo, el término Elohim, en hebreo, tiene también usos como sustantivo y como título, por lo que existen pasajes en la Biblia en los que es utilizado de esta manera.

    Introducción

    El nombre “Elohim” aparece en las escrituras desde el primer versículo de la Biblia (Génesis 1:1). Siendo un nombre hebreo, aparece más en el Antiguo Testamento, que fue escrito en este idioma, que en otros volúmenes de escritura. El entendido de los Santos de los Últimos Días es que este es el nombre con el cual podemos referirnos a Dios, el Padre Celestial, lo cual es correcto y es lo más frecuente. Sin embargo, el objeto de este artículo es señalar algunas salvedades, a fin de facilitar una comprensión más integral de las Escrituras.

    La complejidad del término Elohim

    Con sinceridad, el término Elohim es complejo. El significado de Elohim en la Biblia es versátil. Es tanto un nombre propio, el nombre de Dios, el Padre Celestial, como un título y un sustantivo. Y por eso, cuando nos lo encontramos en las Escrituras hebreas suele causar confusiones. Es más, las varias traducciones de la Biblia traducen de manera diferente algunos de los pasajes donde aparece, debido a que es difícil distinguir cuál es su uso. ¿Se refiere a Dios en el sentido general, como un título, o como un nombre? Y, ¿cómo distinguir su uso apropiado?

    Elohim como palabra plural

    Hay mucho contenido en el término hebreo Elohim. En primer lugar, la palabra hebrea para Dios, en singular, es ElElohim es el plural de El, contracción de Eloah. Desde ahí comenzamos con complicaciones. ¿Por qué se usa una palabra plural para designar a Dios? Los comentaristas de la Biblia y los teólogos clásicos han postulado, por supuesto, varias formas de responder a esta pregunta.

    Comparativamente, el uso en la Biblia del término Elohim en plural es abrumador. Se encuentra 2,570 veces en plural, contra sólo 57 en singular. No hay duda de que hay pasajes de la Biblia que quedarían sin sentido si se le traduce en forma singular y en los que Elohim debe ser traducido en plural, directamente como “dioses”. En otros pasajes, sin embargo, es claro que se refiere a un sólo Personaje, que es Dios el Padre, aún cuando el término siga siendo plural. Así lo dan a entender los artículos y verbos que rodean al término. Tomando como ejemplo el primer versículo de la Biblia, Génesis 1:1, que es la primera aparición del término:

    En el principio creó [bara, en singular, para referirse a una sola persona] Dios [Elohim, palabra plural, pero referida a una sola persona por el verbo] los cielos y la tierra. (Antiguo Testamento, Génesis 1:1 • AT, p. 1)

    El término Elohim como título

    Otros pasajes pueden ser complicados porque El es “dios”, tal como usamos la palabra en español. Es decir, se puede referir a cualquier dios, incluso a las deidades paganas como Baal y Quemós. Por ejemplo, en Exodo 20:3, aparece el título en esta forma:

    No tendrás dioses [Elohim] ajenos [adjetivo plural] delante de mí. (Antiguo Testamento, Éxodo 20:3 • AT, p. 128)

    Este uso no es muy extendido. Aparece así unas 259 veces El siguiente gráfico muestra el uso del término Elohim en la Biblia para referirse a diferentes deidades y también con referencia al tabernáculo. Nota que la mayor proporción es dedicada al Dios de Israel, mientras que una proporción mucho menor aplica a otros significados.

    El término Elohim como sustantivo

    El término Elohim, por su parte, es también un sustantivo que se aplica no sólo a Dios, sino también a sus emisarios, sean estos ángeles o, en ocasiones, líderes de la Iglesia. Así que se ha traducido este sustantivo como “gobernantes”, “ángeles” o “jueces” en donde lo hace notar el contexto. El diccionario de Strong de términos hebreos señala, por ejemplo, este uso múltiple:

    dioses en el sentido ordinario; pero espec. que se usa (en plur. así, espec. con el art.) del Dios supremo; ocasionalmente se aplica como forma deferente a magistrados; y algunas veces como superlativo:—ángeles, Dios (dioses), diosa, extremo, grande, ídolo, juez, poderoso, rey.

    El siguiente gráfico muestra esta aplicación del nombre Elohim en la Biblia.

    Usos del nombre de Elohim en la Biblia
    Usos del nombre de Elohim en la Biblia

    El término Elohim aplicado a Jesucristo

    Aún hay un caso más donde el término Elohim nos brinda alguna complicación, y es su combinación con el tetragrama YHWH. Esta palabra sin vocales se traduce como Yahvé, si adoptas una corriente lingüista, o simplemente como Jehová, si adoptas otra. Los Santos de los Últimos Días usamos comúnmente Jehová como la traducción correcta, y entendemos claramente la identidad del nombre Jehová con Jesucristo. En otras palabras, Jehová es Jesucristo. Este es el conocimiento que hemos obtenido a través de la revelación, y las concordancias de las Escrituras lo demuestran claramente. Pero, ¿qué hacer con los pasajes de las Escrituras que usan el término YHWH ELOHIM? ¿A qué se refiere este término? Los traductores de la Biblia traducen regularmente este binomio, “Jehová Elohim”, como “Jehová Dios”.

    Ahora bien, si esta traducción es correcta, aquí tienes un caso en que el término “Elohim” es usado como un título designado para Jehová (Jesucristo) y no directamente para Dios el Padre. Otros pasajes usan también los términos Elohim y Jehová de manera indistinta. Por ejemplo, en Génesis 32:9 se usan los dos términos para referirse a una misma Persona:

    Y dijo Jacob: Dios [Elohim] de mi padre Abraham, y Dios de mi padre Isaac, oh Jehová, que me dijiste: Vuélvete a tu tierra y a tu parentela, y yo te haré bien (Antiguo Testamento, Génesis 32:9 • AT, p. 57)

    Algunas de estas coincidencias son explicadas por el principio de la investidura divina de autoridad. Por otra parte, con base en estudios lingüísticos, Margaret Barker, una erudita bíblica no mormona, ha propuesto que las primeras tradiciones bíblicas diferenciaban claramente entre El (el Padre) y Jehová (el Hijo). De acuerdo con sus estudios, la falta de distinción entre Elohim y Jehová en el Antiguo Testamento, tal como nos ha llegado, es una desviación de una tradición anterior que coincide con el uso moderno de los Santos de los Últimos Días. Esto es una indicación más de que el Antiguo Testamento no nos ha llegado en su pureza, sino que se han cometido errores aún desde las primeras traducciones.

    El uso apropiado del término Elohim

    Hemos presentado una situación compleja al hablar del término hebreo Elohim. Y, a juzgar por la diversidad de opiniones y traducciones, una que no puede ser resuelta únicamente a través de la finita debilidad humana. La correcta traducción del término Elohim debe ser, por tanto, resuelta por medio de una fuente más alta: recurriendo al poseedor del nombre, a Dios el Padre mismo. Y si nuestros traductores hubiesen hecho esto siempre, tendríamos una sola traducción. A este respecto, nosotros, los Santos de los Últimos Días cantamos al unísono: “Te damos, Señor, nuestras gracias, que mandas de nuevo venir profetas con tu evangelio…” Los profetas de Dios han recibido de Él mucha revelación en cuanto al significado correcto de este término sagrado que permite clarificar en gran manera su uso. Si bien no todas las instancias de este nombre han sido resueltas, tenemos las más importantes para adorar propiamente a nuestro Padre Celestial en el nombre de Jesucristo y comprender el papel de ambos en el Plan de Salvación para todos Sus hijos.

    La Primera Presidencia de La Iglesia de Jesucristo ha escrito en este respecto: “Dios, el Eterno Padre, al que designamos por el exaltado nombre y título de “Elohim”, es el Padre literal de nuestro Señor y Salvador Jesucristo y de los espíritus de la raza humana” (Messages of the First Presidency, “The Father and the Son”, apéndices, Volúmen 4).

    Conclusión

    Podemos concluir que el término Elohim es tanto nombre propio como título y sustantivo y su aplicación se hace notar en muchas ocasiones gracias al contexto. Debe ser traducido normalmente como “dioses”, en plural. Cuando se refiere a un Personaje, este es Dios, el Padre Celestial de todos nosotros. Si se hace acompañar por el nombre YHWH, en la forma de “Jehová Elohim”, se puede traducir como “Jehová Dios”, considerándose aquí como un título. Si designa a seres humanos o personajes celestiales, se traduce como “ángeles”, “gobernantes” o “jueces”, según la ocasión. Todas estas reglas no han bastado, sin embargo, para resolver su aplicación y la confusión en pasajes donde no hay contexto suficiente ha dado pie a interpretaciones sesgadas. Nosotros haremos bien siempre en escuchar la voz de los profetas vivientes y en buscar directamente a Dios en oración con el fin de obtener respuestas correctas del verdadero significado de Elohim provenientes de Él mismo, quien es la fuente de toda revelación.

    Bibliografía

    • 400 Questions and Answers about the Old Testament, Susan Easton Black.
    • Daniel H. Ludlow, Encyclopedia of Mormonism.
    • Mormonwiki, “Elohim”
    • Bruce R. McConkie, Mormon Doctrine.
    • James Strong, Nueva concordancia Strong exhaustiva: Diccionario, 2002, 7.
    Sinónimos:
    Eloah,Eloi, nombre de Dios el Padre, nombre del Padre Celestial, nombre de nuestro Padre Celestial
    « Volver al índice del Glosario SUD

    2 COMENTARIOS

    1. El término ʼelo·hím se usa también para referirse a los ídolos. A veces este plural significa sencillamente “dioses”. (Éx 12:12; 20:23.) En otras ocasiones es un plural mayestático que hace referencia a un solo dios o diosa. Sin embargo, es evidente que las deidades así aludidas no eran tríadas. (1Sa 5:7b [Dagón]; 1Re 11:5 [la “diosa” Astoret]; Da 1:2b

    DEJA UNA RESPUESTA

    ¡Por favor, agrega tu comentario!
    Por favor, escribe aquí tu nombre