“Lehi dijo que José se convirtió en un poderoso vidente en el antiguo Egipto. Se le dieron muchas revelaciones, incluida una visión del destino de sus descendientes modernos, es decir, los Santos de los Últimos Días.

“Vio que en su propia línea de sangre nacería el poderoso profeta de los últimos días, que también se llamaría José, como sería también el nombre de su padre.

“Este vidente moderno, José Smith, Jr., dirigiría a los descendientes actuales de José de Egipto a través de las tribus de sus hijos Efraín y Manasés, en la conducción de la dispensación final del evangelio en la tierra.

“La influencia de José de la antigüedad alcanzaría así el cumplimiento del sueño de Daniel, que vio la piedra cortada del monte, no con manos, mientras Dios restauró su reino en la tierra. Eventualmente llenará todo el mundo, porque el Señor lo ha hablado.” (Mark E. Petersen, Joseph of Egypt).

Originally posted 2017-11-13 13:10:15.

Sigue aprendiendo
Los profetas actuales provienen de la sangre de Efraín