Lucas

    0
    112
    Volúmen:
    División: Los evangelios
    < Anterior Siguiente >

    Introducción al libro de Lucas

    El evangelio de Lucas es la primera sección de una obra en dos partes (la segunda es el libro de Hechos). El Evangelio de Lucas es el más largo y el más literario (o llamémosle culto) de los cuatro Evangelios. Al presentar la ascendencia, el nacimiento y la vida temprana de Jesús antes de seguir un plan escrupuloso a través de su ministerio, muerte y resurrección, Lucas es también el más comprensivo de los Evangelios.

    Lucas = Hijo del Hombre

    Nombre del libro:Lucas
    Abreviatura:Lucas (RVSUD)
    Número de capítulos:16
    Versículos notables:Lucas 19:10
    Perspectiva de Jesucristo:El perfecto Hijo del Hombre
    Autor:Lucas
    Fecha aproximada:Entre 63 y 68 d. C.

    Estructura del libro de Lucas

    Los esquemas o estructuras son excelentes maneras de comprender mejor el propósito y organización de los temas dentro de un libro de las Escrituras. El siguiente es el esquema del libro de Lucas.
    Para obtener un análisis más detallado sobre esta estructura consulta el artículo "Estructura del evangelio de Lucas, en la Biblia".

    Estructura del libro de Lucas

    1. La introducción al Hijo del Hombre (Lucas 1-3)
    2. El ministerio del Hijo del Hombre (Lucas 4-9)
    3. El rechazo al Hijo del Hombre (Lucas 10-18)
    4. La crucifixión y resurrección del Hijo del Hombre (Lucas 19-24)

    Autor del libro de Lucas

    Aunque el tercer Evangelio es anónimo, los estudiosos generalmente están de acuerdo en que Lucas escribió tanto este Evangelio como el libro de Hechos. El autor de ambos libros se ve identificado por los llamados “pasajes nosotros” en Hechos (Hechos 16:10–17; 20:5–21:18; 27:1–28:16). El autor de Hechos escribe principalmente desde un punto de vista en tercera persona, pero en estos pasajes cambia abruptamente a la primera persona, lo que indica que él estaba personalmente presente y era un compañero de viaje de Pablo. Dado que Lucas no se menciona en ninguno de los “pasajes”, es probable que sea ese compañero. Lucas pudo haber sido un judío helenístico, pero es más probable que fuera un gentil. En Colosenses 4:10–14, Pablo enumera a tres compañeros de trabajo que son “de la circuncisión” y luego incluye el nombre de Lucas con dos gentiles. Se ha sugerido que Lucas pudo haber sido un médico griego para una familia romana (era común que los esclavos griegos sirvieran como médicos), y que en algún momento fue puesto en libertad. La tradición antigua apoya firmemente a Lucas como el autor del evangelio de Lucas y del libro de Hechos, y una corriente de la tradición antigua sostiene que Lucas era de Antioquía de Síria y que murió a la edad de ochenta y cuatro años.

    Fecha de redacción del libro de Lucas

    Con respecto a la fecha de la composición de Lucas, la opinión de los eruditos generalmente se divide en dos posiciones, antes o después del año 70 d.C. La evidencia bíblica apunta a un lapso entre los años 58 y 63 como el tiempo más probable de escritura. Lucas fue escrito antes que Hechos, su volumen complementario, y el último capítulo de Hechos relata eventos que ocurrieron cerca del año 63 (y probablemente Hechos concluyó como lo hace porque los eventos eran contemporáneos). Si Hechos fue escrito durante el encarcelamiento romano de Pablo (aproximadamente en el año 63), el Evangelio de Lucas pudo haber sido compuesto durante los dos años de encarcelamiento de Pablo de Tarso en Cesarea, antes del viaje a Roma.

    Temas y estructura literaria del libro de Lucas

    El evangelio de Lucas tiene mucho en común con los otros evangelios sinópticos, Mateo y Marcos, pero casi la mitad del material de Lucas le es exclusivo. En particular, Lucas destaca el último viaje de Jesús desde Galilea a Jerusalén. Esta sección especial, a menudo llamada “la bitácora de viaje” (Lucas 9:51–19:27) contiene muchas parábolas que no están registradas en ningún otro lugar.
    Una característica distintiva del Evangelio de Lucas es su énfasis en la universalidad del mensaje cristiano. Jesús no es solo el Mesías judío, sino el Salvador del mundo entero (Lucas 2:32; Lucas 24:27). Al presentar a Jesús como el Salvador de todas las personas, Lucas presta especial atención al ministerio de Jesús con los pobres, los marginados y las mujeres.

    < Anterior Siguiente >