¡Un Santiago, dos Pedros, tres Juanes!

14
54

Un juego para recordar los nombres de las epístolas universales

La virtud de este método es que te ayudará a aprenderte con mucha rapidez los nombres de todas las epístolas universales del Nuevo Testamento. Esto es, una sección completa de las cinco secciones en que se divide el Nuevo Testamento. Puedes saber más sobre esta cuestión de las secciones consultando el Juego del Cinco.

El día de hoy te tengo un truquillo de memoria que te hará aprenderte, en tres minutos, una buena porción de nombres de los libros del Nuevo Testamento, en perfecto orden y a la primera. ¡Si funciona para ti, hasta vas a querer compartirlo!

¿Qué? ¿Te crees que tienes memoria de teflón? ¿No me crees que puedas aprenderlo?

Los apóstoles son la base del juego

Bueno, sólo sígueme por un par de minutos. Déjame hacerte una pregunta inicial: ¿Quiénes fueron los apóstoles que envió el Señor para restaurar el Sacerdocio de Melquisedec?

Tu respuesta, si es como la de la mayoría de los miembros de la Iglesia será “Pedro, Santiago y Juan”, ¿verdad? Bueno, venga, vamos a pedirles que participen en el juego. Pongamos acá sus nombres.

Pedro, Santiago y Juan

Pero no se ven bien. Necesitamos cambiar un poco el orden. Vamos a pedirle a los dos primeros que hagan un intercambio de lugar.

Santiago, Pedro y Juan

Ya está. Ahora, para ordenar todavía un poco más las cosas, asignémosle a cada uno un número, para que jueguen mejor con nosotros. Quedarían así:

También lee
Jesús es juzgado por Caifás y Pedro niega conocerle

1

2

3

Santiago

Pedro

Juan

¿Ahora cómo están? Dilo en voz alta: “Un Santiago, Dos Pedros, Tres Juanes”. Otra vez: “Un Santiago, Dos Pedros, Tres Juanes”. ¿Ya lo dijiste?

Los nombres de las epístolas universales del Nuevo Testamento

Ahora abre tu Biblia, exactamente después del libro de Hebreos y dime qué es lo que ves.

¿Cómo? ¿No tienes tu Biblia a la mano? Está bien, voy a ayudarte. Pero la próxima vez no olvides traer tus Escrituras. Lo que vas a ver es algo como esto:

  • Hebreos
  • Santiago
  • 1 Pedro
  • 2 Pedro
  • 1 Juan
  • 2 Juan
  • 3 Juan

“Un Santiago, dos Pedros y tres Juanes” ¡Exactamente lo que ya estabas diciendo!

¿Y qué nos hace falta para mejorar las cosas? ¡Un Judas! ¡Y un Apocalipsis! ¡Eso es precisamente lo que nos hacía falta! ¿No lo crees?

Conclusión: Memorizando las epístolas universales en unos minutos

Te diría que nada más por leerme por dos minutos y hacer caso de mis pobres locuras te has aprendido de un golpazo y en perfecto orden los nombres de ocho libros de las escrituras, de hecho, los nombres de todas las epístolas universales del Nuevo Testamento, más Hebreos y el Apocalipsis. Tomando en cuenta que el Nuevo Testamento tiene veintisiete libros, ocho es un número considerable, felicidades. Pero no me creas a mí, ¡pónte a prueba tú mismo! Cierra los ojos un momento e intenta recordar los nombres de estos libros, comenzando con Hebreos y terminando con el Apocalipsis. Y me dices cómo te fue aquí abajito, en los comentarios. 😉

¿Verdad que quieres compartirlo?

14 Comentarios

  1. Muy bueno hermano Juan, y muy simple, la verdad es que si tengo memoria de teflón, tengo que repetir varias veces un versículo para poder memorizarlo! :] ¿Cuál es el siguinte ejercicio? (y)

Dejar respuesta