El impacto de la religión en el matrimonio y el divorcio según un estudio estadístico

0
90

El impacto de la religión y la castidad sobre el matrimonio

El profesor Nicholas Wolfinger, de la Universidad de Utah, descubrió algunos hechos sorprendentes al investigar sobre el sexo premarital entre las mujeres y  las posibilidades de divorcio en los cinco primeros años del matrimonio. Los hallazgos del profesor Wolfinger desafían las expectativas socialmente aceptados sobre el impacto de la religión y de la castidad sobre el matrimonio.

Por ejemplo, sus hallazgos establecen que las mujeres que se casan vírgenes tienen menos posibilidades de divorciarse en los primeros cinco años de matrimonio que las mujeres que tienen múltiples compañeros sexuales antes de casarse. Aquella que sólo han tenido un compañero sexual les siguen en la estadística.

Hallazgos que desafían la intuición

Otros de los hallazgos de este estudio van en contra de la intuición, según explica el sociólogo Nicholas H. Wolfinger, profesor de estudios sobre la familia y el consumidor y profesor adjunto de sociología en la Universidad de Utah. Estos hallazgos han sido publicados por el Instituto de Estudios sobre la Familia.

Desde la década de los setenta la aceptación pública del sexo prenatal ha ido en incremento y, por ende, el número de mujeres vírgenes ha decrecido del 21% que había en aquel entonces al 5% de nuestros días. De manera insospechada, la religión parece ser no sólo lo que les mantiene vírgenes, contra la tendencia social, sino también lo que asegura su baja probabilidad de divorciarse una vez logrado su matrimonio.

También lee
¿Y quién fue la esposa de Caín?

La religión y la castidad minimizan el riesgo de divorcio

Wolfinger explica que, en la América de hoy, el concepto de llegar virgen al matrimonio es ya un dominio exclusivo de la religión, y que la religión influye en el documento de las tasas de divorcio.

Actualización de estudios previos

El estudio muestra un cambio en tendencias previas observadas desde el año 2000 y las actualiza con números reales. A diferencia de estos estudios previos, las mujeres con un número elevado de compañeros sexuales premaritales (10 o más) tienen una probabilidad allá de divorciarse dentro de los primeros cinco años de matrimonio.

 

Dejar respuesta