En los próximos meses, el Departamento de Historia Familiar de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Ultimos Dias comenzará a quitar las reservaciones que hayan estado inactivas por más de dos años.

Por qué está sucediendo esto en Family Search
Family Search es una base de datos enorme y el mantener abiertas reservaciones por demasiado tiempo no sólo consume recursos sino es también un distractor para otras operaciones. Family Search trata de mantenerse en línea con la instrucción de la Primera Presidencia de que la obra del templo se realice de manera oportuna. Hay casi 12 millones de reservaciones de ordenanzas en Family Search, y una depuración le viene bien a todos. O casi a todos, porque vas a tener que correr un poco.

A quién afecta esta noticia

Si has trabajado en tu genealogía y has hecho muchas reservaciones para el templo, pero las has dejado desatendidas por largo tiempo, esta noticia puede ser para ti, pues dichas reservaciones se cancelarán si no has hecho nada con ellas en dos años (por ejemplo, si es una persona cuya última ordenanza se hizo hace dos años). Si tienes muchos nombres reservados y sin uso hasta es posible que te llegue una alerta por correo electrónico. 

Qué hacer para conservar las reservaciones de Family Search

Primero que nada, para tu tranquilidad, sigue este enlace y revisa tus listas del templo. Las listas se pueden ahora ordenar por fecha de reservación para facilitarte la revisión.

Luego, respira profundo y organízate. Si estás en el caso que mencionamos no es necesario que todo lo hagas tú solo. Ahora es un buen momento para aprovechar algunas características del programa de Family Search. El programa te permite delegar y compartir asignaciones con el templo o con familiares y amigos.

También lee
Las bendiciones de los templos se extienden a tres paises mas

Family Search eliminará las reservaciones inactivas

Las reservaciones que compartas con el templo no serán canceladas.

Ahora puedes compartir asignaciones también con familiares y amigos via correos electrónicos enviados desde el sistema de Family Search.

 

Por supuesto, una última opción es cancelar las reservaciones y reorganizarlas tú mismo, programando el trabajo que realizarás con diferentes grupos de personas en cada visita que realizarás al templo.

 

Por último, si no estás en el caso mencionado o si ya organizaste todas tus reservaciones, no te preocupes en absoluto. Puedes descansar un poco con los pies en alto, disfrutando de música suave y un buen té de hojas de naranjo o de limón.

Ah, para que veas que no te estamos cuenteando: Esta noticia se publicó originalmente en el blog oficial de FamilySearch.

 

Dejar respuesta