El joven José expicó a Faraón el significado de sus sueños.
El joven José expicó a Faraón el significado de sus sueños.

En Génesis 41 toca el turno de Faraón de tener sueños que requieren una interpretación. Han pasado dos años desde la liberación del jefe de los coperos y su restitución a su puesto. Faraón tiene dos sueños en la misma noche de similares características aunque con diferentes símbolos. Tan vívidos son estos sueños que Faraón se encuentra consternado y convoca a sus magos en busca de una interpretación. Los magos se fracasan y a la vista de la consternación de Faraón, el jefe de los coperos se acuerda de cómo José interpretó sus propios sueños, dos años antes, en la prisión. Cuenta esto a Faraón y, como resultado, José es liberado y llevado a presencia de Faraón para la interpretación de su sueño.

Una vez ante Faraón, José le explica, antes que nada, que el poder de interpretar los sueños proviene de Dios. Para deleite de Faraón, José no sólo le explica el significado de sus sueños, que anticipan el problema de siete años de intensa hambre que vendrán después de siete años de abundancia, sino también le propone un plan para prepararse para el problema. El plan de José se basa en el almacenamiento. José propone la organización requerida, la logística de recopilación, las finanzas y todo aspecto necesario para la implementación.

Faraón queda impresionado por la capacidad del joven hebreo, que contempla no sólo los aspectos administrativos, sino que es muestra de que se encuentra orientado por la guía divina. Considerando que no hallará a alguien mejor para la dirección del proyecto, nombre a José como segundo en autoridad en Egipto y le delega todos los asuntos del reino. También le da por esposa a Asenat, hija de Potifera, sacerdote de On, con quien llega a tener dos hijos, Manasés y Efraín. El joven José, de tan sólo 30 años de edad pero dueño de gran tenacidad, pone de inmediato manos a la obra, almacenando grandes cantidades de grano de todo Egipto, para aprovechar los años de abundancia. Cuando el hambre llega, el modo de sustento está preparado gracias al previsor almacenamiento y “toda la tierra” (los países circunvecinos) se acercaría también “a Egipto para comprar a José” (Génesis 41:57). Esto pronto abarcaría a Jacob y a su familia.

Suscríbete al boletín de los biblicomentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here