El sonido favorito de Jenna Kim Jones es la risa. Haría cualquier cosa por escucharla, excepto comprometer sus principios. Ha demostrado que para ser gracioso no hace falta ser grosero. Vea más en http://www.mormon.org/spa/jenna