Las condiciones para la permanencia en Canaán