Oseas

Los tres primeros capítulos del libro de Oseas dan cuenta de los problemas familiares del profeta, que pretendían representar los pecados de Israel y el amor de Jehová. Los capítulos restantes contienen denuncias contra el pueblo por su idolatría y sus pecados.