Se dedica el Centro de Visitantes del templo de Mesa, Arizona

El jueves 12 de agosto, el élder Ulisses Soares, del Cuórum de los Doce Apóstoles, presidió la ceremonia de dedicación del nuevo Centro de Visitantes de Mesa Arizona.

El élder Ulisses Soares, del Cuórum de los Doce Apóstoles, presidió la ceremonia de dedicación de la instalación de Mesa, el jueves, 12 de agosto por la noche, uno de los muchos centros de visitantes de templos en todo el mundo de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

 Al dedicar el nuevo Centro de Visitantes del Templo de Mesa, Arizona, el élder Ulisses Soares enfatizó su objetivo — brindar a los visitantes una experiencia que los sumerja en la rica herencia espiritual de Mesa y centrarse en aprender más sobre Jesucristo.

“La idea”, dijo, “es integrar los mensajes de Jesucristo, el templo, las familias eternas y la historia de una manera que ayude a los visitantes a comprender cómo ellos son parte del evangelio restaurado de Jesucristo y brindarles una oportunidad inspirada para dar un nuevo paso en su jornada espiritual”.

La instalación de Mesa es completamente nueva — un edificio nuevo, una nueva ubicación y un nuevo aspecto y énfasis respecto a sus predecesores.

El élder Soares dijo que se sentía “honrado de seguir los pasos” de quienes habían dedicado los centros de visitantes anteriores del templo en Mesa, comenzando en 1951 con el élder Delbert L. Stapley, del Cuórum de los Doce Apóstoles, que dedicó el edificio original conocido entonces como la oficina de información.

Posteriormente, se construyó y dedicó un nuevo edificio en 1958 por el presidente David O. McKay, entonces presidente de la Iglesia, y el élder Boyd K. Packer, del Cuórum de los Doce Apóstoles, dedicó una adición posterior en 1981.

La nueva ubicación — 455 E. Main Street en Mesa — está al otro lado de la calle y a un par de cuadras del centro de visitantes anterior, que fue demolido de al lado del Templo de Mesa Arizona cuando los terrenos y jardines circundantes del templo fueron remodelados y revitalizados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *